Convierte a tus Clientes en Embajadores de tu Negocio

Hoy día satisfacer a nuestros clientes se traduce en una labor cada vez más difícil y es que ante la enorme variedad de productos y servicios existente en el mercado estos se han vuelto más exigentes, en este sentido, el sólo adquirir el bien no representa un aumento en su felicidad y no garantiza que vuelva acudir a tu empresa.

Es así como otros elementos se han vuelto partes de toda transacción, se evalúa la calidad del producto o servicio, la atención antes, durante y después de la compra y los beneficios una vez consumido el bien, todas estas constituyen variables de gran interés tanto para ellos como para nosotros y es que son las que permitirán que nuestros clientes se conviertan en embajadores del negocio por el que apostamos.

Convierte a tus Clientes en Embajadores de tu Negocio

Convierte a tus Clientes en Embajadores de tu Negocio

Un cliente satisfecho y contento no sólo se convertirá en uno constante, sino que además, con llevará a la aparición de otros tantos clientes que harán crecer a nuestra empresa, conseguirlos de este modo se traduce en una aspiración y en una excelente estrategia de marketing, para ello, se requiere de esfuerzo, motivación y estrategia, es importante señalar que lo mismo suele suceder con un cliente insatisfecho incluso en estos casos el efecto es mayor por cuanto comunica a más persona su estado de descontento.

De esta manera, repasaremos ciertos aspectos y acciones que podemos ejecutar con el fin de hacer de los clientes embajadores de nuestro negocio, a la vez evitar la ocurrencia de aquellos que se sienten insatisfechos.

1. Lo primero que debemos concebir es la necesidad de convertir a nuestro visitante en amigo, a la vez que hacemos del amigo un cliente y de este último uno fiel, bien sabemos que lograrlo no es tarea sencilla, pero es posible, es vital que tengamos en cuenta el trampolín que pueden llegar a fungir las redes sociales en ello y es que estas ofrecen todo un mundo de oportunidades y potenciales clientes, también dichas herramientas son los espacios por el que excelentes y malas reseñas se harán  notar, las últimas son catastróficas mientras que las primeras constituyen aquellas que deseamos alcanzar.

2. Sin duda alguna, debemos asegurarnos de que lo que nos proponemos vender, ofertar, proveer sea un bien o servicio deseado, una vez determinado esto, es fundamental intentar crear un vínculo personal entre tu cliente y tú, en este sentido, deberás demostrarle que él mismo representa no sólo un posible comprador sino que tus objetivos van más allá de garantizar una compra, muestra interés por su satisfacción, por lo que desea, hazlo sentir parte de la empresa.

¿Cómo podemos hacer esto? Sencillo, en los últimos años han proliferado los servicios al cliente ofrecidos por parte de las compañías, estos constituyen una herramienta por medio de la que se mantiene la relación, a través de ella podemos canalizar el descontento intentando convertirlo entonces en satisfacción o al menos en una buena crítica, es esencial entonces ser amable tanto en estos momentos como en aquellos en los que el cliente visita la tienda o solicita información acerca de algún servicio.

También puedes leer: 9 Tips para Tener el Servicio al cliente Ideal 

3. Debes hacerle entender que su felicidad es fundamental para ti y que tu fin es contribuir a su logro. Algunas compañías suelen crear eventos, actividades, promocionan descuentos y brindan obsequios, estas son alternativas excelentes, en el caso de las primeras incorpóralos, motívalos a formar parte; con respecto a las últimas opciones son ideales por cuanto siempre se agradece recibir un poco más de lo que se espera recibir.

4. En aquellos casos en los que no logres definir qué puedes hacer, sólo imagina que eres tú el cliente y considera que te gustaría recibir de la empresa, las posibilidades son infinitas elige la que te representa un mayor beneficio a la vez que signifiqué un menor costo. Debes tener en mente a la hora de hacer esto, el grupo hacia el que deseas dirigirte, con respecto a esto debes entender que no puedes abarcar a toda la población del lugar sino que tus productos y negocios deben de estar enfocados a un grupo, hacia ellos deben entonces estar orientados también los descuentos, actividades y demás beneficios a ofrecer.

 

Convierte a tus Clientes en Embajadores de tu Negocio

Convierte a tus Clientes en Embajadores de tu Negocio

5. Por otra parte intenta abrir los canales de comunicación, una excelente empresa es aquella que escucha y analiza las demandas de sus clientes, solicita sus opiniones y comentarios; hazles saber entonces que estas interesado en sus experiencias, esto te permitirá consolidar el vínculo, los hará sentirse cómodos y a gusto con tus servicios, solicita información acerca de sus aspiraciones para con la empresa, asegúrate de que lo que ofreces sea lo que ellos desean, para esto deberás efectuar un análisis en el que plasmarás gustos,  preferencias y las distintas opciones que conllevarán su cumplimiento.

6. En relación a la comunicación es esencial mantenerla incluso luego de finalizada la compra o la adquisición del servicio, de lo contrario el vínculo desaparecerá con la compra de tu cliente, es aquí donde los servicios de atención y las redes sociales suelen ser ideales y es que mantienen el canal que hace que esto sea posible, en cuanto a las últimas puedes crear espacios de debate e incluso concursos en el caso de que vendas productos, esta opción es muy común  hoy día, por cuanto permite incrementar tanto la cantidad de seguidores como la atención de aquellos que ya son tus clientes.

Visita: Haz de tu Hobby Favorito el Negocio de tu Vida

7. Ofrece una gama de opciones, vender siempre el mismo producto no los invitará a regresar o por lo menos esta no suele ser la regla común, así que brinda nuevos servicios, cada vez más amplios y que respondan a ciertas necesidades, de esta manera, harás más atractivo tu negocio, un ejemplo de ello es incorporar nuevos métodos de pago, estos tienden a facilitar en gran medida el proceso de compra e invitan a adquirir lo que ofrecemos.

8. Por último, procura siempre cumplir tus promesas, este elemento es esencial para garantizar tanto la fidelidad de tus clientes como su satisfacción y es que compañías que no incurren en ello generan desconfianza lo que se traduce luego en malas críticas, con el tiempo las mismas conducirán a un descenso de las ventas, lo cual sin duda se perfila como uno de los peores escenarios posibles; intenta aplicar los consejos aquí establecidos de modo que tu negocio sea cada vez más exitoso.

0 Comments

No Comment.

NO TE PIERDAS DE LO ÚLTIMO

Suscríbete a las noticias de Bizmujer®

Skip to toolbar